Cómo nos ayuda el pilates a fortalecer la espalda
16 agosto, 2017
Claves para evitar lesiones
30 agosto, 2017

Alimentación para deportistas

Qué comer

Comer adecuadamente es tan importante como un entrenamiento correcto. Para un rendimiento óptimo en nuestra actividad deportiva, debemos tener en cuenta los nutrientes y recursos energéticos que nuestro deporte nos va a exigir. Si vamos a hacer un largo viaje por autopista nos aseguraremos antes de llenar el depósito de combustible. ¿Verdad?

Conviene equilibrar adecuadamente las cantidades diarias de los tres grupos de alimentos (Hidratos de carbono, Grasas y Proteínas)

Los hidratos de carbono nos proporcionan la energía necesaria a nuestros músculos durante el ejercicio, pero se recomiendan los de absorción lenta como los procedentes de cereales, pasta, patata y legumbres.

Las grasas no deben superar el 30% de las calorías de nuestra dieta diaria. Por lo que deben estar presentes, pero con moderación.

Las proteínas las obtenemos de forma natural a través de alimentos como la carne, el pescado, lácteos y huevos. Las proteínas son esenciales para el desarrollo celular y muscular.

Al ingerir los alimentos de forma natural y si nuestro organismo también está bien enseñado desde la infancia, nuestro estomago enviará una señal de saciedad al cerebro, para que cese nuestra sensación de hambre. Al recurrir a suplementos,  por ejemplo de proteínas, nos arriesgamos a que nuestro estomago no tenga tiempo de enviar la señal a tiempo y nos pasemos fácilmente con las cantidades recomendadas. Esto puede derivar muy fácilmente en una acumulación de desechos tóxicos (toxinas) que finalmente resulten ser más perjudiciales que beneficiosos para el deportista.

Vitaminas y minerales

No deben faltar los micronutrientes (vitaminas y minerales), consumiendo para ello alimentos de origen vegetal. Estos micronutrientes nos ayudan a controlar y regular nuestro metabolismo. Dado que nuestro organismo no es capaz de producirlos necesitamos recibirlos del exterior mediante nuestra alimentación.

La hidratación

Otro de los grandes puntos de la guía de alimentación para deportistas es la hidratación. Como dice el refrán: “No sólo de pan vive el hombre”. Nuestro cuerpo es aproximadamente un 70% agua en edad adulta y de forma natural sufrimos evaporación a través de los tejidos de nuestra piel. Ello implica que a diario debemos reponer líquidos para que nuestro organismo siga manteniendo este porcentaje de hidratación.

Al realizar deporte, la cantidad de líquidos que se excretan de nuestro organismo es mayor, por lo que debemos beber más para reponerlos.

La mejor bebida que podemos tomar para hidratarnos es el agua mineral. No te preocupes por sus cantidades de sodio y demás elementos del “residuo seco”. Tu organismo también necesita esos minerales, y en cierto modo también los necesita para poder asimilar y retener el agua en tu organismo.

No debemos guiarnos por tópicos como el de “bebe 2 litros de agua al día”. No todos necesitamos las mismas cantidades diarias, pero sí que es importante reponer los líquidos. ¿Cómo sabemos cuánto debemos beber? Primeramente bebe agua siempre que tengas sed. Puedes guiarte por la regla orientativa de beber 1 litro de agua por cada 1.000 kcal consumidas repartidos a lo largo de todo el día.

Fuente: Gym-In